Статьи / видео вы запросили еще не существует.

The article/video you have requested doesn't exist yet.

您所请求的文章/视频尚不存在。

The article/video you have requested doesn't exist yet.

L'articolo / video che hai richiesto non esiste ancora.

The article/video you have requested doesn't exist yet.

The article/video you have requested doesn't exist yet.

The article/video you have requested doesn't exist yet.

요청한 문서 / 비디오는 아직 존재하지 않습니다.

The article/video you have requested doesn't exist yet.

המאמר / הסרטון שביקשת אינו קיים עדיין.

The article/video you have requested doesn't exist yet.

Статьи / видео вы запросили еще не существует.

The article/video you have requested doesn't exist yet.

您所请求的文章/视频尚不存在。

The article/video you have requested doesn't exist yet.

L'articolo / video che hai richiesto non esiste ancora.

The article/video you have requested doesn't exist yet.

The article/video you have requested doesn't exist yet.

The article/video you have requested doesn't exist yet.

요청한 문서 / 비디오는 아직 존재하지 않습니다.

The article/video you have requested doesn't exist yet.

המאמר / הסרטון שביקשת אינו קיים עדיין.

The article/video you have requested doesn't exist yet.

Abdullah DeLancey, excristiano, Canadá

Clasificación:
Tamaño fuente:

Descripción: Después de ser cristiano practicante toda su vida y de buscar un futuro como pastor, Abdullah se dio cuenta de que su fe no estaba basada en el razonamiento y la lógica, y decidió investigar otras religiones, hasta encontrar el Islam.

  • Por Abdullah DeLancey
  • Publicado 02 Feb 2015
  • Última modificación 02 Feb 2015
  • Impreso: 45
  • Visto: 1919 (promedio diario: 1)
  • Clasificación: No se ha valorado
  • Clasificado por: 0
  • Enviado por email: 0
  • Comentado: 0

Mi nombre es Abdullah DeLancey. Soy canadiense y trabajo en servicio al paciente del hospital local. He estado casado por casi 20 años y tenemos tres niños maravillosos.

Alhamdu lil-lah, ahora soy musulmán; sin embargo, no siempre lo fui. Antes fui cristiano protestante durante toda mi vida.

Mi familia me crio en la iglesia pentecostal hasta que fui adulto, y en ese momento me cambié a la Iglesia Bautista Independiente, una iglesia fundamentalista.

Como cristiano devoto, siempre estuve muy involucrado con la iglesia, dando charlas para la escuela dominical para adultos y haciendo otras labores. Finalmente, fui elegido como diácono de la iglesia. Realmente quería continuar mi dedicación a Dios y decidí seguir la carrera de ministro.

Me concedieron una beca para ayudarme a comenzar estudios de pregrado en Divinidad. Mi objetivo era ser pastor o misionero de la iglesia. Sin embargo, convertirme en ministro significaría que mi familia entera y yo estaríamos comprometidos tiempo completo con la iglesia, de por vida.

Así que antes de asistir a la Universidad Bíblica, pensé que lo mejor era mirar al cristianismo de manera crítica y hacerme algunas preguntas muy serias acerca de mi fe. Me cuestioné la Trinidad, por qué Dios necesitaría un hijo, y por qué el sacrificio humano de Jesús, como se afirma en la Biblia, fue necesario para darme perdón.

Cuestioné la creencia cristiana de cómo toda la gente piadosa del Antiguo Testamento fue "salva", y está en el Cielo, aunque Jesús ni siquiera había nacido. Reflexioné acerca de cuestiones serias sobre el cristianismo que me había negado a cuestionar toda mi vida.

Las respuestas que recibí de los cristianos en estos temas teológicos, que son "la base de la fe cristiana", desafiaban toda razón y estaban absolutamente fuera de todo pensamiento lógico.

¿Por qué Dios nos da un cerebro maravilloso y luego espera que dejemos de usarlo temporalmente? Porque eso es lo que el cristianismo le pide a la gente que haga cuando le dice que solo debe tener fe. Eso es fe ciega.

Darme cuenta de que siempre había aceptado el cristianismo con fe ciega, durante mi vida entera, y que nunca lo había cuestionado, me dejó perplejo. ¿Cómo es que no me di cuenta de ello antes?

No pude hallar respuestas en la Biblia. Me di cuenta de que la Trinidad es un mito y de que Dios es suficientemente poderoso para "salvar" a alguien sin necesidad de la ayuda de un hijo ni de nada ni nadie más. Las cosas cambiaron. Toda mi fe en el cristianismo se derrumbó. Ya no podía seguir creyendo en el cristianismo ni ser cristiano.

Abandoné definitivamente la iglesia; y mi esposa, que también había tenido problemas aceptando el cristianismo, la abandonó conmigo. Ese fue el inicio de mi travesía espiritual. Estaba sin religión, pero creía en un Dios.

Esa fue una época muy dura para mí y para mi familia, ya que el cristianismo era todo lo que habíamos conocido. Tenía que buscar la verdad. Comencé a estudiar varias religiones, y una tras otra las hallé falsas. Hasta que escuché acerca del Islam.

¡¡¡Islam!!! ¿Qué era eso? Hasta donde podía recordar, jamás había conocido a un musulmán, y nunca había escuchado del Islam como fe en mi parte de Canadá. A excepción, claro, de las noticias que hablaban mal del Islam. Para mí, en ese momento el Islam estaba fuera de consideración. No estaba en mi radar de religiones, en lo absoluto.

Pero entonces, comencé a leer un poco sobre el Islam, y luego me mantuve leyendo un poco más. Después, leí el Corán; esta maravillosa revelación de verdad cambió mi vida para siempre. Comencé de inmediato a estudiar cada pieza de información relativa al Islam que tuviera a mi alcance.

Descubrí que la mezquita más cercana estaba a unos 160 kilómetros de mi ciudad. Así que subí a mi familia a la camioneta y los llevé a dicha mezquita. En el camino, yo estaba muy nervioso, pero también emocionado. Me pregunté a mí mismo si sería aceptado en la mezquita, siendo que no soy árabe ni musulmán.

Sin embargo, al llegar a la mezquita me di cuenta rápidamente de que no tenía nada qué temer. El Imam y los musulmanes nos dieron la bienvenida con el saludo más cordial, me parecieron muy amables, nada similar a las cosas negativas que las noticias dicen siempre de los musulmanes.

Ellos me dieron un libro de Ahmed Deedat y me aseguraron que yo podía ser musulmán. Estudié todo el material sobre el Islam que ellos me facilitaron. Aprecié mucho esos libros porque nuestra biblioteca local solo tenía cuatro libros sobre Islam.

Después de estudiar quedé anonadado. ¿Cómo pude ser cristiano tanto tiempo y no escuchar nunca la verdad? Ahora creía en el Islam. Lo sabía y quería convertirme.

Me puse en contacto con la pequeña comunidad musulmana de mi ciudad. El 24 de marzo de 2006 fui a la mezquita. Antes de que comenzara la oración del viernes, y con la mayoría de los musulmanes de la comunidad local presentes como testigos, atestigüé que "La ilaha il-la Al-lah, Muhammadur Rasul Al-lah" (no existe divinidad excepto Al‑lah, Muhammad es el Mensajero de Al‑lah." Ahora era musulmán. Ese fue el mejor día de mi vida. Amo el Islam y ahora tengo paz.

He pasado por momentos difíciles desde que me hice musulmán. Cuando la gente comenzó a darse cuenta de que era musulmán, me rechazaban o se reían de mí, la mayoría de nuestros antiguos amigos cristianos no volvieron a hablarnos jamás. Mis padres me repudiaron.

Amo ser musulmán y no me importa si algunos de mis compatriotas canadienses piensan que soy extraño por convertirme en musulmán. ¿Por qué? La razón es que seré yo solo el que tendrá que responder ante Dios cuando muera.

Dios es el que da la fortaleza y Él, Todopoderoso, me ha ayudado a superar los tiempos difíciles después de mi conversión al Islam. Ahora tengo muchos, muchísimos hermanos musulmanes.

Me he cambiado legalmente mi primer nombre a Abdullah, cosa que me encanta. Ahora soy el primer y único Imam aprobado para trabajar en el hospital local de mi ciudad. Soy musulmán y estoy muy feliz. Todo gracias a Dios.

 

Abdullah DeLancey es el fundador de Muslimforlife.com.

Agregar un comentario

Otros artículos en la misma categoría

Más vistos

DAILY
(Leer más...)
(Leer más...)
(Leer más...)
(Leer más...)
(Leer más...)
(Leer más...)
(Leer más...)
TOTAL
(Leer más...)
(Leer más...)
(Leer más...)
(Leer más...)
(Leer más...)
(Leer más...)
(Leer más...)

Favorito del editor

Lista de artículos

Desde su última visita
Esta lista está actualmente vacia
Todos por fecha
(Leer más...)
(Leer más...)

Más popular

Mayor clasificación
(Leer más...)
(Leer más...)
(Leer más...)
(Leer más...)
(Leer más...)
Más enviados por email
(Leer más...)
(Leer más...)
(Leer más...)
(Leer más...)
(Leer más...)
Más impresos
(Leer más...)
(Leer más...)
(Leer más...)
(Leer más...)
(Leer más...)
Mas comentados
(Leer más...)
(Leer más...)
(Leer más...)
(Leer más...)
(Leer más...)

Sus favoritos

Sus favoritos está vacio.  Puede agregar artículos a esta lista con Herramientas del artículo.

Su historial

Su historial está vacio

View Desktop Version